Analizar estos dos puntos, por lógica sabremos que los alimentos saludables y el ejercicio van de la mano, tanto para deportistas profesionales como para los que practican deporte amateur. Cuando se tiene una constante actividad física; lo recomendable es tener un plan alimenticio de 5 comidas diarias. Las tres ya conocidas, desayuno, almuerzo y cena. Las otras 2 como entremeses entre estas.

dieta

Como hacer nuestras propias dietas y lograr equilibrarla

Saber cuáles son nuestras actividades físicas diarias, y que resultados queremos conseguir, podemos buscar ayuda con especialista como los nutricionistas. Los que practicamos deporte por placer, nos favorece el plan de 5 comidas diarias, y que no tendremos que esperar mucho tiempo para comer. Cubriremos los nutrientes necesarios como las proteínas, grasas y carbohidratos, sin olvidar la hidratación que es un factor determinante en una dieta balanceada.

Cuando el hambre es insistente

Llevar a cabo la programación de una dieta no es tan fácil de cumplir, por todas las tareas diarias que nos toca que sobrellevar, con nuestro trabajo y vida personal no siempre se podrá respetar a cabalidad los regímenes de la dieta balanceada, cumplir con los 5 tiempos de comida y lograr el balance de alimentos saludables será todo un reto. Luego de una rutina de ejercicios nuestro organismo nos pedirá saciar el hambre que tenemos, por la energía que gastamos, por lo tanto, debemos escoger bien los refrigerios.

Los snacks apropiados para nuestro plan nutricional

Esto significa que todo alimento alto en azucares y grasas no serán parte de nuestros adecuados refrigerios ya que nuestra meta es tener un balance de alimentos saludables y necesarios, así que estos quedan descartados. Los refrigerios que son mal escogidos no solo nos complicarán más nuestros problemas nutricionales, sino que ganaremos peso y nuestra salud empeorará.
Dependiendo de nuestra actividad física así será la recompensa alimenticia que le daremos a nuestro hambriento cuerpo.

  • Como por ejemplo si completamos 30 minutos caminando lo único que ingerirá nuestro cuerpo será un vaso de agua.
  • Una rutina de 45 minutos haciendo cardiovascular ya sea en bicicleta o escalones, lo ideal será un yogurt desnatado.
  • Para un corredor completando un recorrido de 10 km, su recompensa será un sándwich de pan integral con jamón de pavo sin queso procesado.
  • Si se ha entrenado con pesas por una hora, un batido con leche deslactosada con plátano o fresas.
Written by Editor